LAZUZ (moverse en hebreo) es un encuentro dinámico entre un acróbata y un malabarista. Dispuestos a colaborar entre si, la misión resulta mas complicada de lo que esperaban. En equilibrio entre conflicto y colaboración, cada uno mueve al otro lo saca de su zona de confort, y lo empuja hacia un encuentro « movido ». A veces lúdico, siempre emocionante y a menudo gracioso… los dos artistas meten en escena su extraña pero única complicidad.